jueves, 5 de febrero de 2009

Prensa progresista leonesa: republicanos de izquierdas y socialistas

Por extraño que parezca en la actualidad en la prensa histórica leonesa podemos establecer una categoría de prensa que se acerque bastante a lo que este título pretende expresar.
Sin duda debemos empezar hablando de El Porvenir de León, el periódico republicano leonés con mayor pujanza durante muchos años, llegando a ser el decano de la prensa leonesa hasta su desaparición. A pesar de ser el órgano de prensa de los republicanos avanzados, poco a poco se va a convertir en un medio representativo de las corrientes republicanas moderadas por la consolidación de corrientes más a la izquierda.

Para cubrir el nuevo espacio aparece en León la cabecera de La Democracia, aunque bañezana de nacimiento con longeva vida en la ciudad. Su primer número capitalino se publicó el 8 de marzo de 1902. Se trató de un periódico altamente militante, dirigido primero por Ángel Calvo y más tarde por el socialista Miguel Castaño Quiñones. Se declaró como arreligiosa, lo que explica sus enconadas disputas con Diario de León, diario católico conservador.
La trayectoria de La Democracia es ascendente, ya que con el tiempo cada vez más se va convirtiendo en el periódico, casi órgano oficial del Partido Socialista en León y provincia. Podemos ver como toda la vida interna de las organizaciones socialistas pasaba por sus páginas: convocatorias de asambleas, actos políticos, mítines, contiendas electorales, etc. Su desaparición se produce con el alzamiento militar y el encarcelamiento de su dueño y director Miguel Castaño.
Pero también hubo otros intentos de crear prensa específicamente socialista en León. Para el año 1910 nos encontramos la presencia de El Obrero Leonés dirigido por Pío López García, aunque la bibliografía al uso ya lo sitúa en 1909 y dirigido por Miguel Castaño o por Alejandro Sierra. No conocemos que se conserve ningún ejemplar de este periódico.
Será el 23 de julio de 1917 cuando se dé un nuevo intento de crear un órgano de prensa, esta vez a imagen y semejanza de El Socialista, que sale a la calle durante un mes con la cabecera El Socialista Leonés. Su duración es efímera, tan sólo un mes, acabó con la entrada en prisión de Celestino Iglesias su director. Tampoco creemos que se haya conservado algún ejemplar.
Hubo otros intentos, seguro que de algunos no se conserva referencia, pero debemos destacar un periódico que aparece en 1933 con la cabecera La República y que hace un seguimiento del movimiento obrero por la provincia.
En otros puntos de la provincia también podemos encontrar medios afines al movimiento obrero, por ejemplo en Astorga donde con el advenimiento de la República nace El Combate, cuyo primer número sale el 13 de junio de 1931 y que será órgano del Centro Obrero y la Agrupación Socialista de la villa. Su postura como su nombre indica era combativa con los otros medios conservadores de la ciudad. Cuando desaparece el 1º de mayo de 1936 se imprimía en Gráficas Horizonte de Astorga, después de pasar por imprentas de La Bañeza y Zamora. A partir de esa fecha sale otra cabecera Horizonte cuya vida breve termina el 18 de julio.
A pesar de ser todo lo contrario de los que expresa este artículo no podemos dejar de hablar de Proa, el órgano de prensa oficial del Régimen franquista. Nuestro interés se centra en dos cuestiones fundamentales, por una parte, en primer lugar el origen de este medio. La Democracia de Miguel Castaño como decíamos fue clausurada y el encarcelado y más tarde ejecutado. El régimen necesitaba tener voceros que laudasen sus victorias y que convenciesen a la gente de su rápida victoria, por lo que en muchos lugares habían establecido cabeceras controladas en todos los sentidos, ni tan siquiera era necesaria la censura previa. Así de la incautación de las maquinarias de La Democracia y de Horizonte nace Proa, que no desaparecerá hasta bien entrada la democracia, en la que sobrevivió bajo la cabecera de La Hora Leonesa.
En segundo lugar, la imprenta y redacción de Proa fue situada en el edificio que había albergado la Casa del Pueblo de los socialistas, en la rebautizada Avenida de José Antonio Primo de Rivera, que no abandonó hasta 1970. Pocos años después desaparecería el edificio para la construcción de la Nueva sede sindical convertida en Delegación del Ministerio de Trabajo con la democracia.
A pesar de que durante la dictadura circulaban numerosos medios clandestinamente como Mundo Obrero, no conocemos que en León se editase ningún medio obrero específicamente leonés. No será hasta bien entrada la transición en que encontremos un medio cercano a las corrientes de izquierdas, a finales de los 70 aparece Ceranda que durante un tiempo tendrá cierto alcance pero que termina desapareciendo.
Hoy, es el tiempo de los blogs, porque prensa escrita cercana al movimiento obrero no hay. Cada organización publica sus boletines y alguna revista de corta duración o sin ninguna continuidad. Seguro que hubo otros que por ignorancia no hemos podido localizar, pero la gran pregunta por hacer es: ¿habrá alguno más en el futuro?.

No hay comentarios:

Presentación del libro "Muerte y represión en el Magisterio de Castilla y León"